Dolor de la Espalda Baja (Lumbar), Alta, y Media – Aliviarlo Ahora

En el mundo, 4 de cada 5 personas han sufrido alguna vez en su vida debido al dolor de espalda. Esta condición puede presentarse de muchas maneras: desde un dolor ligero y constante, hasta episodios repentinos de dolor intenso, y en algunos casos pueden llegar a ser muy duraderos, como los que se dan en la zona lumbar. Veamos las posibles causas y algunas sencillas pautas acerca de cómo aliviar esta terrible dolencia.

Dolor de espalda: tipos más frecuentes y sus causas

Existen diferentes tipos que dependerán especialmente del área afectada, su duración y su origen Dos de las modalidades capaces de trastornar sensiblemente la rutina diaria de la persona afectada son:

  • Cervicalgia: puede definirse como una clase de Dolor de espalda alta que se da en el área del cuello, afectando también con frecuencia la mandíbula y la parte superior del área dorsal de la espalda. Puede deberse principalmente a la descalcificación de los huesos de la cerviz sumada al desgaste articular continuo, que en el caso de las personas diestras suele darse en el lado derecho. También puede deberse al algún proceso de inflamación muscular.
  • Lumbalgia: es un tipo de dolor de espalda baja que se extiende desde la parte superior de los glúteos hasta la parte inferior de las costillas. La causa más común del dolor lumbar suele ser el exceso de tensión muscular generada por el estrés, aunque las hernias discales también pueden originar dolor en la parte baja de la espalda.

saltando

Existen otra serie de trastornos óseo-musculares capaces de desencadenar episodios de dolores en la espalda, entre los que destacan la artrosis, la escoliosis (desviación de la columna) y la ciática, la cual se da debido a una inflamación del nervio ciático, produciendo intenso dolor en la espalda baja, atravesando el glúteo y la zona posterior del muslo.

Como aliviar el dolor y mantener una espalda saludable

1. Uso de fármacos especializados o remedios caseros

Para el caso de dolores como el dolor lumbar, más que curar, el tema es cómo quitar al menos temporalmente la dolencia, por lo que debemos recurrir al uso de pastillas o inyecciones analgésicas (o relajantes musculares) que pueden adquirirse fácilmente en cualquier farmacia. Los remedios caseros como el hielo o el agua caliente también pueden ayudar a sobrellevar la dolencia.

2. El masaje: el mejor aliado contra el dolor de espalda

Desde tiempos remotos, el masaje en sus diferentes modalidades ha permitido a muchas personas reducir su carga de estrés, convirtiéndose en uno de los remedios más eficaces para tratar dolores musculares de casi cualquier naturaleza. En la actualidad los masajes profesionales son altamente recomendados para aliviar el dolor en la espalda baja.

3. Cuidado con la postura al sentarse

Es una de las medidas más evidentes tanto para prevenir como para aliviar dolores, y aun así una de las menos observadas. Al sentarse siempre hágalo con una postura relajada pero firme, no permita que su columna colapse hacia adelante.

4. Estirar los músculos con frecuencia

¿Cómo aliviar de manera eficaz estos dolores? Tan simple como estirar adecuadamente sus músculos antes de realizar cualquier tipo de esfuerzo físico de importancia. Además de evitar lesiones, ayuda a liberar secreciones glandulares beneficiosas que ayudarán a reducir considerablemente los dolores.

5. Si todo falla… solo relajese

¿Cómo quitar este tipo de dolores de forma permanente? ¿Realmente existe algún método milagroso? La respuesta es sí. Pero, este método consiste en nada más y nada menos que mantenerse relajado durante el mayor tiempo posible. Recuerde que el dolor realmente viene del cerebro. Aun así relajarse es todo un arte… ¿Acepta el desafío?